lunes, 25 de mayo de 2015

¡Poniéndoles cara!

¡Hola a tod@s!

De nuevo lunes (horror), pero un lunes muy productivo, así que no voy a quejarme.

Hace unos días os comenté en redes sociales que, haciendo caso a mis lector@s, me había introducido en las aguas de Pinterest. Pues bien, me he enganchado cosa mala, pero para vosotr@s supongo que es una buena noticia, porque empezaré a publicar tableros de La lista de Oliva en breve.

Lo primero que tengo que deciros es que lo maravilloso de los libros es poder imaginarte cada historia como tú quieras, los personajes, los escenarios... todo. Seguramente, si cada persona plasmara una misma novela en imágenes, saldrían mil versiones, todas igual de válidas. Pues bien, con esto os quiero decir que es posible que no estéis de acuerdo con los personajes que yo he elegido para los protagonistas de esta historia, pero son los que para mí más cuadraban.
También es importante recalcar que tengo demasiada imaginación y que a la mayoría de ellos yo los creé en mi mente, es decir, que no me inspiré en nadie en particular y, a raíz de esa imagen, después elegí a las personas que más se aproximaban a esa idea.

Vale, ya no me enrollo más, así que ¡al lío!




Mario.



Ay, Mario... A Mario me lo inventé totalmente en mi cabeza, pero me gusta tanto Milo Ventimiglia que acabó transformándose en él poco a poco. No puedo evitarlo, este tío me encanta, así que para mí es él. Además, ¿lo habéis visto con traje? Sin duda es mi Mario.

Oliva.

http://www.dulceida.com/

Con Oli me pasó un poco lo mismo. Tenía una idea muy clara de cómo quería que fuese y cada vez que me metía en el personaje, me imaginaba a Dulceida (Aida Domenech), una blogger a la que sigo hace tiempo. Quería una chica guapa, pero normal, que derrochara naturalidad, y para mí Aida es perfecta.

Alberto.

Alberto fue, junto a Sonia, el único personaje del cual me inspiré en un actor famoso y que de hecho lo comento por encima al final del libro. Para mí es James Franco, eso sí, en su época más joven por favor, porque ahora está un poco dejado y como una cabra.

Decidme que no...

Maite.

Con Maite tengo mis dudas, porque no he encontrado a ninguna mujer que se adapte a la idea que yo tengo. Lo más aproximado sería una Paz Vega en su faceta más sexy y joven, pero confieso que no me cuadra del todo. 

Guapa, ¿eh?

Sonia.

Y por último Sonia, el pequeño pony. Para Sonia sí que me inspiré en una actriz nacional que me trasmite la dulzura y fragilidad exteriormente que quería que se percibiera en Sonia, Leticia Dolera.



Bueno, ¡pues esto es todo!

Me encantaría que compartierais conmigo si os imaginasteis a algún personaje conocido para los protagonistas de La lista de Oliva, vuestras opiniones sobre los míos o lo que queráis.

Y repito, ¡lo bonito de esto es que cada versión es válida!

Un abrazo fuerte, y hoy ¡primer tablero en Pinterest!

No hay comentarios:

Publicar un comentario